Varela aprobó un aumento de tasas de hasta el 30 por ciento

El Concejo Deliberante de Florencio Varela, en conjunto con la asamblea de mayores contribuyentes, aprobó el aumento de tasas previsto para el año 2019. Según la ordenanza fiscal e impositiva, los aumentos irán del 15 al 30 por ciento, según indique la zonificación.

Las viviendas comprendidas en las zonas A –F-G-I-R y M tendrán un aumento del 30% en los servicios generales, mas una sobretasa del 25% y un fijo anual de $420 destinado al fondo de seguridad. En tanto, la zona B tendrá un aumento básico del 20%, con una sobre tasa del 25% y $420 también para seguridad. Por su parte, las zonas más vulnerables del distrito comprendidas en las zonas C y D verán un incremento del 15%, más 20% de sobre tasa y $300 fijos del fondo de seguridad.

Por su parte, las actividades más rentables como bancos, financieras, corralones, estacionamientos y bingos sufrirán un  aumento del 49% en los servicios. Mientras tanto, quedan exentos del pago de las tasas los veteranos de la Guerra de  Malvinas y aquellos jubilados del distrito que cobren la mínima.

Asimismo, la ordenanza instauró una cláusula gatillo del 15% para las zonas C  y D y del 20% para las demás (A – B –  F – G –  I – R y M), que podrá ser implementado a partir del segundo semestre del año. En tanto, se autorizó al Ejecutivo a realizar un incremento de hasta el 50% en los servicios según considere necesario.

Con un total de 31 votos a favor y 11 en contra, el nuevo cuadro impositivo se aprobó con los votos del bloque oficialista del PJ y el acompañamiento de Nuevo Encuentro,  en tanto Cambiemos adelantó su voto negativo y los representantes del Frente Renovador no emitieron sonido.

Desde la bancada de Unidad Ciudadana, Héctor Salatino  destacó la “voluntad del Ejecutivo para aplicar los cambios sugeridos” y resaltó que “se trata de la primera Fiscal e Impositiva que tiene gradualidad en los aumentos”.

En discrepancia, el presidente de la bancada de Cambiemos, Carlos Boco, consideró que “no se puede aprobar un aumento que los vecinos no pueden afrontar, y menos cuando ellos no ven llegar las obras a los barrios” y agregó que  “la política recaudatoria del municipio es pésima porque los vecinos no ven ningún incentivo”.

Por su parte, el oficialista Tony Suárez responsabilizó a la Provincia por “cargar a los municipios con el pago del ser vicio eléctrico de villas y asentamientos, provocando un aumento considerable en las tasas para poder solventar a los sectores más vulnerables”.

Sé el primero en comentar

Dejános un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*