Hubo acuerdo con la oposición y la Legislatura aprobó los cargos para el Tribunal de Cuentas, el BAPRO y la Defensoría

La Legislatura bonaerense cerró una serie de acuerdos que estuvieron en la tintera de la política bonaerense durante medio año. Ambas Cámaras sesionaron ayer por la tarde, luego de intensas negociaciones para terminar de cerrar los nombres que se definieron para ocupar las direcciones del BAPRO, donde solo estaba nombrado el presidente; y los adjuntos para la Defensoría del Pueblo. El gobernador Axel Kicillof obtuvo su pedido y Federico Thea será el nuevo titular del Tribunal de Cuentas bonaerense.

Las negociaciones se estiraron por el contexto particular que envuelve a la legislatura después de la renovación de las bancas: Están empatados en el senado, pero el Frente de Todos tiene el voto doble de la presidencia; y Juntos se impone en diputados, por poco. La interna que sufre el principal frente opositor pasó factura. Los cargos estaban para aprobarse hace dos semanas pero le bajaron el pulgar al acuerdo al que había llegado Néstor Grindetti, el Intendente de Lanús, que era el negociador con el Ejecutivo. Sin una referencia única se hizo cargo Jorge Macri, quien tiene un pie en CABA pero no suelta el territorio bonaerense. Lo acordado es, prácticamente, el mismo que había tejido el lanusense.

Como parte de las divisiones en el sector amarillo, al inicio de la sesión en el Senado, Joaquín de la Torre pidió la palabra y anunció que estaba en desacuerdo con lo que se iba a aprobar y renunció a la vicepresidencia segunda de la cámara: “No podemos entregarle el Tribunal de Cuentas al Kirchnerismo, por un par de cargos en otros lugares”, lanzó. De fondo también hay fuertes diferencias con el presidente del bloque Christian Gribaudo, hombre que responde a Jorge Macri y fue quien llevó a los legisladores del PRO el acuerdo alcanzado.

El tema central, Axel Kicillof consiguió el lugar que buscaba para su ex funcionario. Conjunto con una serie de modificaciones a la Ley orgánica del Tribunal de Cuentas, el ex secretario general de la Gobernación y ex rector de la UNPAZ, Federico Thea, fue designado como titular del organismo. Su pliego había sido presentado en diciembre pasado.

Desde esa fecha también estaban pendientes los nombramientos para terminar de formar el directorio del BAPRO y los adjuntos en la Defensoría de Pueblo. Con negociaciones sobre la hora el Frente de Todos y Juntos repartieron los nombres, donde la Intendenta de Quilmes, Mayra Mendoza, salió fuertemente favorecida, en una jugada que pocos vieron venir.

Así la Legislatura aprobó as designaciones al  Banco Provincia de Bruno Scrensi, Carlos Fernández, Santiago Nardelli (todos propuestos por la oposición) y de Laura González (hasta ayer Delegada del Ministerio de Trabajo en Quilmes), para la nómina de autoridades del BAPRO. A fines del año pasado, ya se habían aprobado los de Sebastián Galmarini, Humberto Vivaldo, Horacio Barrera y Walter Formento.

En tanto, para la Defensoría del Pueblo, se aprobó por mayoría los cargos de adjuntos en:  Usuarios de servicios de Salud para Marcelo Honores; Luis María Ferella será Defensor Adjunto General; mientras que Martín Ignacio Brignoli será Defensor Adjunto de Derechos Humanos y Ángel Domingo García (actual secretario de Servicios públicos de Quilmes) como Defensor Adjunto de Ambiente y Asociaciones Civiles.

En la sesión de diciembre pasado, se renovó el mandato por cinco años más de Guido Lorenzino al frente del organismo; Walter Martello como defensor adjuntos;  y la continuidad de Eduardo Ancona en Derechos Sociales. También fueron designados Gerardo Ontivero en Servicios Públicos y Marcelo López en Relaciones Institucionales.

Sé el primero en comentar

Dejános un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*