La interna peronista en Lanús la más importante de la Provincia

(por Ezequiel González)

 

Sin lugar a dudas, y aún más después de lo que demostraron a lo largo de la campaña electoral de cara a las Primarias Abiertas, Simultáneas y Obligatorias del domingo, la interna peronista que sostiene el Frente de Todos en Lanús es el enfrentamiento partidario más importante que se discute en la Provincia de Buenos Aires. Los diferentes sectores que integran la alianza oficialista están representados y divididos en los tres precandidatos que competirán en las urnas. Una elección que destaca las diferencias internas que existen, no solo a nivel local, y que adelanta la pelea por el poder de cara a 2023.

Luego del cierre de listas el Frente de Todos intentó evitar las intentar a toda cosa, no quiso poner en riesgo la sustentabilidad de la alianza allí donde gobernaban, por eso se cayeron todas las nóminas que buscaban plantear diferencias con los Intendente. Pero en los distritos donde el peronismo es opositor se abrió el juego. En el Conurbano y especialmente la Tercera Sección Electoral esa situación es rara por eso Lanús resalta en un enfrentamiento que no tiene punto medio.

Desde hace meses hay una guerra de carteles encarnizadas en los paredones del distrito, a lo que se sumó, durante la campaña, los puestos, los flyers casa por casa, las avionetas y hasta una serie de publicaciones con fakenews o fotos de otras elecciones que intentan confundir al electorado. Todo en un marco donde, a pesar de la pandemia y la crisis económica no se han escatimado recursos.

La elección interna del peronismo en Lanús no sólo es relevante para las diferencias internas que tienen hoy las distintas agrupaciones y la posibilidad de buscar un ordenamiento, sino que se esgrime como la primera medida de fuerza entre los distintos sectores que integran del Frente de Todos a nivel nacional y que querrán hacerse con una victoria para futuras disputas.

Por un lado, el kirchnerismo duro que encarna La Cámpora y organizaciones cercanas llevan como candidato a Julián Álvarez. El ex secretario de Justicia de la Nación va por la revancha después de la derrota que sufrió en 2015 contra Néstor Grindetti. Tiene la mira puesta en 2023 ya que quiere volver a competir por la intendencia.

El Partido Justicialista, de la mano del Intendente de Lomas de Zamora, Martín Insaurralde, y el Frente Renovador unieron fuerzas y empujan a presidente de Lotería y Casinos de la Provincia, Omar Galdurralde. Una apuesta del lomense en el marco de su plan de expansión territorial por la Tercera pensando en una futura candidatura a la Gobernación. Pero también es la representación para la intermedia de las aspiraciones de Nicolás Russo. El Presidente del Club Lanús va de candidato a diputado pero sueña con ser intendente. Estuvo muy pegado en la campaña tratando de sumar desde su conocimiento.

Finalmente, el candidato del Presidente y los movimientos sociales, que ya tienen una Intendenta en la Primera y quieren uno en el otro sector fuerte del conurbano, Agustín Balladares. Ya jugó en 2019 y contra todas las estructuras apoyando a Edgardo Depetri sacó la minoría y logró meter un concejal. Tiene su base de sustentación en los barrios populares y como funcionario Nacional buscó llegar a sectores medios. También tiene aspiraciones para 2023, pero con una parada intermedia en diciembre en la interna del PJ.

Independientemente del resultado el Frente de Todos de Lanús tendrá una nueva organización interna que podría comenzar a delinear una conducción local así como los nombres que aspiren a competir por la intendencia dentro de dos años. Sin embargo, también tendrá repercusiones regionales, donde los intendentes apostaron jugándose por sus candidatos, algunos más que otros; donde las organizaciones políticas que integrantes la alianza tendrán una muestra de su medición de fuerzas lo que podría ser determinante para las decisiones que tome el espacio a futuro.

Sé el primero en comentar

Dejános un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*