Para Suteba algunos docentes tienen un sueldo “que roza la línea de la pobreza”

El Frente de Unidad Docente Bonaerense (FUDB) elevó un pedido para sentarse con el ejecutivo y tener una nueva discusión salarial. En este marco, la Secretaria General Adjunta de Suteba María Laura Torre, explicó que la solicitud fue por el aumento de la canasta básica.

“Los docentes firmamos una propuesta que hizo el ejecutivo en los últimos días de febrero y se aceptó una propuesta salarial que es en tres tramos y hasta noviembre. Planteamos un seguimiento en las comisiones técnicas y por la inflación surge la necesidad de esta cláusula. Lo que solicitamos es que se convoque a la comisión técnica salarial, no es una reapertura, es la continuidad del acta firmada”, explicó la dirigente gremial a El Termómetro.

En esa línea, subrayó que el pedido se basa en “los aumentos, sobre todo el de los alimentos” y remarcó que “la inflación en el segundo semestre está por encima del aumento que se firmó” a principios de año.

“Nosotros no queremos ni queríamos la cláusula gatillo porque nos retrotrae a la época de ajuste de la ex gobernadora María Eugenia Vidal y fue lo que nos posibilitó casi empatarle a la inflación. Lo que planteamos a este Gobierno es estar por arriba del índice inflacionario”, añadió.

Además, aclaró que desde el gremio están “conscientes de la situación de la Provincia en virtud de lo que se está viviendo en esta pandemia”, pero enfatizó que “la canasta alimentaria tuvo un aumento desmedido y es la que impacta en los sueldos más bajos”.

En cuanto a esto último, disparó: “Tenemos una franja de docentes que recién se inician en la carrera y rozan lo que se podría decir, la línea de pobreza”.

Por otro lado, consultada sobre la posibilidad de cambiar la fecha de las vacaciones de invierno y extenderlas una semana más, Torre remarcó que “hay muchas variables” a analizar, cómo “el avance del plan de vacunación y el clima, ya que el receso escolar está vinculado al frío y las enfermedades que conlleva”.

Respecto de la vacunación en el sector docente, detalló que “hay un 62 por ciento de trabajadores vacunados, más un 15 por ciento que tienen enfermedades preexistentes”, aunque según la distribución en la provincia “hay algunos distritos con el 80 por ciento del personal inoculado pero en otros más grandes, cómo el caso de los del Conurbano, el porcentaje supera el 50 por ciento”.

“La campaña viene con mucha rapidez y un gran sector tiene la segunda dosis. Entre auxiliares y docentes estamos rozando las 400 mil personas”, agregó la Secretaria de Suteba.

Por último, aseguró: “No vemos la hora de volver a la presencialidad porque eso significa otras cosas como la vuelta a una vida normal. De todas maneras, en este momento hay 11 distritos que tienen una presencialidad administrada y la semana que viene vamos a tener tal vez alguno más porque pasan de fase 2 a la 3”.

“Cuando la fase 2 se cumple, uno ve como empiezan a bajar los contagios. Para nosotros el tema no es presencialidad si o no, no queremos más muertes, nos podemos acostumbrarnos a 600 o 700 muertos por día”, concluyó Torre.

Sé el primero en comentar

Dejános un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*