El HCD aprobó la rendición de cuentas 2019

El jueves por la mañana el Honorable Concejo Deliberante de Florencio Varela llevó adelante la quinta sesión ordinaria del año en donde lo más importante fue la aprobación de la rendición de cuentas del ejercicio fiscal correspondiente al año 2019.

La resolución , aprobada por 16 votos, recibió el apoyo del bloque del Frente de Todos – que cuenta con la mayoría en el recinto- y por los ediles Marcela Loyola de Unión por el Diálogo en Cambiemos y Juan Carlos Ortegoza de Consenso Federal, quienes no acompañaron la elección de sus compañeros de banca.

Fue la presidenta del bloque del Frente de Todos, Cristina Fioramonti la encargada de brindar el panorama financiero de la gestión 2019 del Departamento Ejecutivo Municipal.  Además de remarcar el contexto económico en el que le tocó gobernar a Andrés Watson durante los últimos cuatro años, detalló que el presupuesto final fue de  5.686.506.908 de pesos de los cuales $5.611.294.474 corresponden al Ejecutivo y $75.212.474 al HCD.  También indicó que de ese total ya se lleva ejecutado un 76% lo que indica que “no hay partidas con sub-ejecuciones”.

Por su parte, Fioramonti informó que la deuda acumulada ascendió a  331.445.800 millones de pesos y que, teniendo en cuenta el activo y pasivo de la comuna, el índice de endeudamiento resultó menor al 10%.  En tanto agregó que de los recursos percibidos – unos 4.154.178.401 de pesos- la coparticipación y los fondos coparticipables representan un 60 por ciento y las Tasas Municipales y otros ingresos propios un 27 %, , quedando el resto de transferencias por convenios afectados.

En cuanto a los gastos, marcó que del presupuesto total se destinaron fondos a las “áreas de mayor importancia” entre las que se destacan la Secretaría de Obras y Servicios Públicos que se lleva un 39 % , la Secretaría de Gobierno que se queda con un 17 % y la siguen Salud con con un 15 % y Desarrollo Social un 5 por ciento.

Fue desde la oposición que vinieron las críticas hacía los números de la gestión de Andrés Watson y tanto los ediles de Juntos por el Cambio, Nuevo Encuentro y parte de Consenso Federal y Unión por el Diálogo votaron en contra de la resolución.

Quien primero expresó su disconformidad fue la dirigente radical Gabriela Mancuello quien sostuvo que del análisis de la ejecución de los gastos “puede detectarse un aumento considerable de gastos en algunas secretarías que no se corresponden a una gestión austera acorde a la necesidades de la comunidad”.  En este sentido, manifestó su desacuerdo con los 31 millones de pesos destinados a publicidad  y también resaltó los 23 millones de pesos que recibió  la Secretaría de Obras Públicas que no se ven reflejados en mejoras para los vecinos , situación que también  ocurre con los 400 millones que se destinan a la recolección de residuos que no se se traducen en la calidad del servicio.

Por su parte,  el edil de Nuevo Encuentro Héctor Salatino hizo hincapié en el aumento del endeudamiento y cuestionó la procedencia de los fondos del municipio. También, al igual que su par de Unión por el Diálogo cuestionó el gasto de la Subsecretaría de Prensa y manifestó su desacuerdo con que se destinen más de 16 millones de pesos a medios de comunicación que no son del distrito. Por último, justificó su voto sosteniendo que “los gastos realizados y las contrataciones tienen que ver con viejas mañas que no pueden seguir sosteniéndose”.

En Juntos por en Cambio todos sus integrantes hicieron uso de la palabra y puntualizaron sobre los puntos flojos de la rendición de cuentas. Quien habló en  primer lugar fue el presidente del bloque, Carlos Boco quien argumentó su voto negativo haciendo foco en la diferencia entre el presupuesto aprobado en 2019 – que fue de 2.193.401.959,47 de pesos  y lo finalmente ejecutado – que corresponde a 5.686.506.968 de pesos , generando una ampliación presupuestaria del 159 por ciento. “Está más que claro que, o no tienen las capacidades necesarias para desempeñar esta tarea o se equivocaron adrede con el fin de disponer de 3.500 millones de pesos más para gastarlos a su antojo”, sostuvo.

Pablo Alaniz en tanto,  apuntó a los movimiento de plazos fijos en bancos privados que habría hecho el Intendente durante el 2019 y las concejales Carolina Gallo y Romina Alderete criticaron los 116 millones de pesos correspondientes al Fondo Educativo, que quedaron como saldo en 2018, y que en 2019 se convirtieron en 180 millones de pesos al igual que otros saldos -de 12 y 6 millones de pesos correspondientes al Plan de Viviendas y Luminarias – que quedaron  sin usar.

Además de la rendición de cuentas se aprobó la adenda del convenio entre el municipio de Florencio Varela y el Instituto de la Vivienda de la provincia de Buenos Aires para finalizar el plan de construcción de 160 viviendas en el barrio San Luis; la modificación del reglamento del Honorable Concejo Deliberante que permite la modalidad de sesiones semipresenciales y el proyecto de resolución presentado por Nuevo Encuentro que repudia las operaciones de inteligencia realizadas en el proyecto AMBA de la AFI sobre vecinas y vecinos de la región.

Sé el primero en comentar

Dejános un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*