Muerte y denuncias en el Parque Industrial

Desde la Unión Obrera Metalúrgica (UOM) denuncian la muerte “por negligencia” de un trabajador no registrado de Acería Quilmes, ubicada en el Parque Industrial y Tecnológico (PITQ) de Bernal. Sostienen, además, que en reiteradas ocasiones pidieron que se hicieran las inspecciones respecto a las condiciones de seguridad e higiene de la empresa pero las autoridades no accedieron.

Según relató a El Termómetro el secretario de prensa de la seccional local del gremio, Ariel Pardey, la muerte se produjo el 24 de marzo cuando explotó un tanque de 200 litros que le provocó al operario quemaduras en el 70 por ciento del cuerpo.

“Tratamos de hacer inspecciones con el Ministerio de Trabajo y la empresa no lo permitió. En 2016 la empresa quiso cerrar y al mes volvió a abrir en malas condiciones: volvimos a pedir inspecciones, se negaron y eso desencadenó esta fatalidad”, detalló y consideró que se trató de “un caso claro de negligencia”.

Como agravante, el dirigente sindical mencionó que las autoridades del PITQ “estaban al tanto de la situación” porque permitió que la compañía se instale en el predio a pesar de que “no cumplía con muchos de los requisitos que tiene que cumplir”.

Frente a esta situación, mañana están citados al Ministerio el dueño de la empresa, el presidente del Parque industrial (Ignacio Carpintero) y al presidente de la Unión Industrial de Quilmes (Horacio Castagninni). “Ellos son responsables por permitir que estas empresas se instalen en el distrito”, sostuvo y agregó que, más allá de este caso puntual, la situación se repite en otros distritos porque “los parques industriales son guaridas donde los empresarios se esconden para evadir a la AFIP y riesgos de trabajo”.

La denuncia fue realizada ante la cartera laboral ya que, en caso de que exista una penal, “debe correr por parte de la familia”. No obstante, Pardey destacó que “la empresa busca contratar gente que desconozca sus derechos” y, en este caso puntual, “le ofreció pagarle el sueldo en negro”.

Sé el primero en comentar

Dejános un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*